Rally Dakar 2018

Sin duda este Rally Dakar 2018 ha sido muy intenso. Y no me refiero a lo competido que ha sido o si ha habido emoción hasta el final. Ha sido, más bien, la emoción por haber recuperado el Dakar de antaño. Seguramente la "culpa" la tenga Marc Coma. Este 2018 ha sido el segundo año en el que el ex piloto ha estado al frente como director de carrera. En este 2018 ha sido la primera vez que ha podido hacer un rally completamente a su gusto. Eso se ha notado desde incluso antes de comenzar el Rally. Se comentaba que este año iba a ser duro desde el primer día, haciendo crecer la expectativas. Eso siempre me pareció peligroso. Puedes generar demasiadas expectativas y quedarte con la sensación de insatisfacción.

África

Dakar es la capital de Senegal. Un país del África occidental situado a medio camino entre el trópico de cáncer y el ecuador. El nombre de esta capital se ha convertido ya en una marca. La culpa la tuvo Therry Sabine. Un francés enamorado de África que se perdió durante 4 días en el desierto. Esta experiencia le llevó a organizar en el año 1978 un Rally raid con salida en París y llegada a Dakar atravesando las zonas más inhóspitas del viejo continente. Un rally lleno de aventura donde la orientación y la navegación eran las protagonistas. 

Ahora no voy a repasar la historia completa de este rally porque la mayoría ya saben como fue evolucionando. Hasta el punto de ser una de las carreras más famosas del mundo. Por eso ahora "Dakar" es una marca.

Esta prueba ganó rápidamente a muchos seguidores. Normalmente se trataba de gente a la que le entusiasmaban las carreras de motor y la aventura por igual. Yo uno de ellos. La combinación de vehículos a toda velocidad, navegación, paisajes de ensueño, peligro y de aventura nos calaron hondo. Participaban campeones del mundial de rallys, expilotos de F1, actores, príncipes, periodistas, gente de la Jet Set. Muchos querían vivir en sus carnes esa prueba mítica.

Por desgracia, ya en este siglo, las amenazas terroristas hicieron que el Dakar sufriera un varapalo tremendo. Una cosa es asumir el peligro inherente a una prueba deportiva a motor y la otra era sumarle peligros externos que amenazaban a todos los integrantes, incluso a los de la organización. Un riesgo demasiado alto a asumir.  La solución fue cambiar de escenario en aras de la seguridad de los participantes. El problema es que esa solución no fue del gusto de todos.

Sudamérica

Y el Rally Dakar se mudó. Cambió de continente para perpetuarse. Nos hizo descubrir a muchos unos paisajes inesperados. Desgraciadamente el Dakar ya no era lo mismo. Se ganó en velocidad a pesar de que se limitó a algunos vehículos para bajar las velocidades máximas. Los camiones sufrieron límites de velocidad máxima. Las motos sufrieron bajada de cilindrada. Mucha pista, mucho público durante casi todo el recorrido. Menos días de carrera. Etapas más cortas. Muchos dijeron que el Rally aventura murió al abandonar África. No, no estaba muerto. El Dakar seguía vivo pero había sufrido una metamorfosis. Muchos nos adaptamos a él. Creímos que este Dakar era inherente a sudamérica, que no había posibilidad de volver a sus orígenes, ya fuera porque el territorio no lo permitía o por acuerdos políticos.

Es cierto que todo ha cambiado, los vehículos han evolucionado. Los pilotos ahora son mucho más rápidos. Los presupuestos de las marcas han crecido. La tecnología también ha cambiado para todos. Para la organización a la hora de controlar a cada participante. Para los participantes a la hora de navegar. Se tuvieron que idear un nuevo reglamento adaptándose a los nuevos sistemas pero para que la navegación siguiera siendo importante. Y entonces llegó Marc Coma.

Marc Coma

Es el piloto español que más veces ha ganado el Dakar. Participó ya en la etapa africana siendo competitivo casi desde el principio. Él sufrió también la cancelación de 2008 por amenazas terroristas. Siguió participando en la nueva era americana cosechando muchos éxitos. Luchó contra Cyril Despres en batallas épicas. En 2016 pasó a formar parte de la organización del Dakar haciendo de director de carrera en la edición de 2017. Supongo que Marc se encontró con un petrolero que llevaba demasiada inercia como para cambiar el rumbo de la prueba rápidamente. Incluyó algunas novedades como el sistema para encontrar los Way Points haciendo que la navegación tomase más protagonismo. Se dejó notar ese año, pero el recorrido, la anulación de algunas etapas por las inclemencias meteorológicas y los eternos tramos de enlace deslucieron su debut como director de la prueba.

 Marc Coma piloto

En otoño de 2017 se empiezan a escuchar rumores de que la edición del 2018 va a dar que hablar. Por lo visto la organización ha buscado que el recorrido pase por países que aporten más aventura a la prueba. Que va a haber mucha menos pista y dureza desde el inicio. Pero son solo rumores. Yo por mi parte y desde el egoísmo más absoluto cuento los días para que llegue por fin el momento de la salida. Claro, yo soy un espectador que lleva más de 11 meses esperando a que lleguen esas fechas.

Rally Dakar 2018 - Primera semana

Perú, Bolivia y Argentina. Esos son los países que fueron elegidos para albergar el recorrido de esta edición. La etapa prólogo ya comienza en plenas dunas. Hecho que no recuerdo que hubiera pasado en otra anterior edición. Ni siquiera cuando esta prueba se celebraba en África. La etapa prólogo comienza fuerte, algunos abandonos y algún piloto con opciones a luchar por la victoria obligado a abandonar la carrera por lesión severa a escasos metros de la salida. El Rally destaca por su dureza, ya nos lo había advertido Marc Coma. El segundo día descubrimos las dunas de Perú en todo su esplendor. Unos paisajes impresionantes que dificultan mucho la prueba a todos los participantes. Por lo visto el color de la arena propicia que no se pueda distinguir donde acaba una duna y comienza la otra.

 Recorrido Rally Dakar 2018

Ni una sola pista. Todo desierto. Participantes luchando contra cada duna. Dificultad para encontrar los pasos y los Way Points. 

¿Se había recuperado la dureza de la mítica prueba africana? Falta mucho rally por ver.

Pocas diferencias entre los participantes. Los favoritos no mandan. Si lo hacen ya no es con tanta facilidad como en otros años. Hay que buscar un buen ritmo pero que permita poder navegar sin errores. En todas las categorías!

A la semana de carrera ya se comienzan a ver caras de agotamiento entre muchos participantes. Pilotos que contaban como favoritos y que se lesionan. Algunos tienen que abandonar, otros siguen la carrera con dificultades. Por lo visto aún falta lo peor.

 Joan Barreda con su Honda

 Carlos Sainz con el Peugeot

Rally Dakar 2018 - Segunda semana

Se superan las dunas de Perú. El rally está atravesando Bolivia. Mucho frío y pilotos padeciendo el temido mal de altura. Circunstancias que nunca se vivieron en la era africana. Queda aún la mitad del rally y Marc Coma sigue advirtiendo que aún queda lo peor. No solo el trazado del rally está aportando un plus a la edición de este año. También se prueban cosas nuevas como invertir el orden de salida de los pilotos. O recuperar las míticas salidas en paralelo de varios pilotos. Esta vez se cambia el lago rosa de Senegal por el lago Titicaca con sus 3.812 metros sobre el nivel del mar.

El Rally Dakar 2018 transcurre manteniendo el nivel de dureza. Alguna etapa anulada por "seguridad". Líderes con los que poca gente había contado. Los cocos de alguna categoría están cometiendo errores que jamás se hubiera esperado que cometieran. Etapas en las que la navegación es determinante. Faltan pocos días para acabar y la cara de muchos es un poema. Incluso la de algunos que están liderando la prueba.

Llegada en Córdoba, Argentina. Otro Rally Dakar toca su fin. Otro?. No, otro no!

El mejor Rally Dakar...

Disculpadme por creer que acabamos de vivir el mejor Rally Dakar de la historia. Lo digo totalmente convencido. Yo he sentido que se ha recuperado la aventura de una manera que ya no creía que se recuperase. Se han podido ver unos paisajes que superaban en belleza a otros del antiguo continente. Ser el más rápido ya no te garantiza ganar. Hasta los pilotos profesionales han sufrido la dureza de esta edición. Ha sido un Rally en el que ha habido un equilibrio casi perfecto entre dureza, espectáculo, navegación, aventura y seguridad. Quiero recalcar el concepto "Seguridad". Este año no ha habido ningún fallecido, ni siquiera entre el público.

En coches ganó un caballero de 55 años ganando a otro piloto que atesora 13 victorias en esta prueba. En moto ganó un chaval que viene del enduro y que supo encontrar el equilibrio perfecto entre ritmo y navegación. Han vuelto a participar príncipes, cocineros, mecánicos, farmacéuticos, bomberos, aventureros, dentistas, expilotos de otras disciplinas, hasta un entrenador de fútbol! Rookies que han brillado con una intensidad inusitada. Creo que todos afirmarían que este Dakar ha sido de los más duros que han vivido. Sirva como dato que tengo amigos que perdieron la ilusión por esta prueba el día que el Rally Dakar dejó África para mudarse a Sudamérica. Estos mismos amigos han recuperado la ilusión en esta edición. Han vuelto a soñar. Vuelve uno de ellos a participar. Yo también he vuelto a soñar.

Marc Coma, gracias!

 Marc Coma ya de Director de carrera.

 Carlos   Llabrés

 @Kacodrilo

 Matias Walkner, vencedor en la categoría de motos.

  Gerard Farrés "surfeando" dunas

  Laia Sanz "volando"

  Carlos Sainz y Lucas Cruz vencedores

Click here to add a comment

Leave a comment: